Si el placer es Pecado, yo vivo en la Gloria del Infierno.

Pecado es todo aquello prohibidamente placentero:

El Tacto del Pecado

.

.

Quod si vivere in delectatione est Peccātum gloria est infernum.

martes, 27 de mayo de 2014

Éxtasis...

Bébete el vino cocido que se derrama en la guardia
que mantiene despierta la luz de mis ansias.
Muerde el veneno y pásame tu savia, 
tacto con tacto, pecado tras pecado,
en este mundo que se para por nosotros
bajo de las sábanas donde nos cobijamos.

Súbete a la ira que rezuma entre mis piernas
bajo la piel que crece por la fiebre que lo anida.
Derrama en mí el placer de tu esencia
come y bebe el fuego que escupo,
apágalo con tu fuego blanco
que fuego con fuego se apaga
y creemos el orgasmo que Uno nos hace.
Colgado en g+ a fecha 20-5-2014

7 comentarios:

  1. Qué así sea...altamente delicioso leerte...
    Bsos! :-)

    ResponderEliminar
  2. Tenías razón... :P
    pero sigue dejándome un exquisito sabor de boca ... entre otras sensaciones
    Besos grandes

    ResponderEliminar
  3. Realmente excitante querida amiga,de verdad siempre haces que quienes te lean caigan rendidos al pecado.
    Un beso

    ResponderEliminar
  4. intensidad en tus letras, para saciarse ...

    besitos dulces

    ResponderEliminar
  5. Me gustó en su momento y me encantó ahora... intenso y sensual a partes iguales... :)

    Muakssss¡¡

    ResponderEliminar
  6. ME HAS DEJAO EXTASIAO.... :P
    UN BESAZO PURAMENTEINFIEL!!!

    ResponderEliminar
  7. Muchas gracias a tod@s. Es reiterativa mi gratitud pero es que no puedo hacer mucho más. Placer no es leerme, placer es tener gente como vosotr@s que hacéis mi vida más plena porque sois Verdad.
    Besos de Pecado.

    ResponderEliminar

Ver y sentir siempre es pecar... Y me encanta que lo hagas.

Bajo esta serpiente que abraza hallarás todas las PECAMINOSAS IMÁGENES que nos concede el Pecado.

Bajo esta serpiente que abraza hallarás todas las PECAMINOSAS IMÁGENES que nos concede el Pecado.
Deja que su Tacto encarne las pupilas de tus ojos.

.

.

Te acercarás despacio a mi espalda para hallarme bajo la sábana...

Te acercarás despacio a mi espalda para hallarme bajo la sábana...

En nombre de ti, de mí y del polvo que somos y en el polvo que echaremos. Amén.

En nombre de ti, de mí y del polvo que somos y en el polvo que echaremos. Amén.

Traza sobre mí arabescos con tus manos y tu lengua...

Traza sobre mí arabescos con tus manos y tu lengua...

Y marcaré sobre tu piel la señal de la putísima mujer.

Y marcaré sobre tu piel la señal de la putísima mujer.

La táctica del Pecado es enredarse hasta hacerte sucumbir.

La táctica del Pecado es enredarse hasta hacerte sucumbir.