Si el placer es Pecado, yo vivo en la Gloria del Infierno.

Pecado es todo aquello prohibidamente placentero:

El Tacto del Pecado

.

.

Quod si vivere in delectatione est Peccātum gloria est infernum.

miércoles, 11 de noviembre de 2015

Danza de tu piel en mi carne...



Dibujar tu piel con el cincel de mi lengua
y que  esculpas tu marca en la mía;
labrar tu carne con las aristas de mis uñas
y talles en mi cuerpo cada surco de anhelo;
hundir tu estigma en la fragua de mi vientre
mientras enervo tu lujuria 
en la oscuridad de mi deseo.
Bailar esta danza que nos une
como se unen el agua y la sal,
como se difumina la línea del horizonte
en el quebranto álgido de un suspiro,
de un gemido, de un jadeo.., de un deseo,
de ese sonido de tu nombre evocado en el mío…

Eso y más deseo yo de ti...
Eso y más necesitas tú de mí...

13 comentarios:

  1. Deseo y necesidad de teneros y tallaros cada centímetro de la piel.
    Muchos besos.

    ResponderEliminar
  2. Hoy no es una entrada muy al uso, pero bueno...
    Es la necesidad de ser y de estar, de saberse...

    Besos de Pecado.

    ResponderEliminar
  3. Palabras de una artista que pinta, cincela, esculpe, labra, graba, repuja, modela y talla con frases, las imágenes de la pasión y el deseo, de la lujuria y la obscenidad…
    Danzarina o bailarina que funde dos cuerpos en uno sólo, para, al mismo tiempo, fusionar dos almas que se elevan por encima de miedos, reglas y tabúes…
    Como todos los artistas huye de la mediocridad, de la norma, de lo políticamente correcto…
    ¿Genio o loca?. ¿Excéntrica o iluminada?
    Simplemente…, lady PI

    Besos con sabor a arte desde la mansión, mi querida amiga :-)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Usted me eleva, mi querido D. Sayiid. Golpea mi modestia con todas las armas posibles y logra desbancarme al final. Me azora de tal manera que se ahogan las palabras en mi garganta y se acelera el pulso.
      Suerte la mía de contar con usted. Permítame uno de esos movimientos de cabeza hacia abajo, sin apartar la vista, a fin de cortes saludo, como usted merece, y como gratitud por sus palabras que, sin duda, saben causan el efecto que busca.

      Besos de Pecado, mi querido D. Sayiid, de simplemente, Lady PI.

      Eliminar
  4. Danzan las almas, danza el amor y el deseo, dos cuerpos liberándose desde la pasión.

    Besos pecaminosos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Danza todo porque TODO es, desde lo que parece menos importante hasta la misma esencia de ese sentimiento, de ese fuego que quema las entrañas...

      Besos de Pecado.

      Eliminar
  5. El deseo siempre es engendrado desde la necesidad mas imperiosa, y si es carnal aún más.

    Beso dulce.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Carne, carne que hay que rasgar para descubrir el alma, la esencia misma de ese deseo que poro a poro clama ser saciado... y nunca hasta el final porque siempre ha de quedar más, como una masa madre...

      Besos de Pecado.

      Eliminar
  6. Cuando la carne danza es porque está sonando la más bella melodía. Arrancando deseos y necesidad de que las notas nunca dejen de sonar.
    Qué bella intensidad, Mag y no es mi café.

    Mil besos, preciosa

    ResponderEliminar
  7. Qué baile. Qué cincel. Qué palabras tan precisas en un instante tan largo en el tiempo

    A tus PIES

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Un instante que ha de alargarse más... y más...

      A mis pies.

      Eliminar
  8. El deseo y la necesidad de poseerse y alimentarse el uno del otro. Fundidos en la pasión.

    Besos.

    Lunna.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y no hay placer más grande que consumar ese deseo y esa necesidad.

      Besos de Pecado, Lunna.

      Eliminar

Ver y sentir siempre es pecar... Y me encanta que lo hagas.

Bajo esta serpiente que abraza hallarás todas las PECAMINOSAS IMÁGENES que nos concede el Pecado.

Bajo esta serpiente que abraza hallarás todas las PECAMINOSAS IMÁGENES que nos concede el Pecado.
Deja que su Tacto encarne las pupilas de tus ojos.

.

.

Te acercarás despacio a mi espalda para hallarme bajo la sábana...

Te acercarás despacio a mi espalda para hallarme bajo la sábana...

En nombre de ti, de mí y del polvo que somos y en el polvo que echaremos. Amén.

En nombre de ti, de mí y del polvo que somos y en el polvo que echaremos. Amén.

Traza sobre mí arabescos con tus manos y tu lengua...

Traza sobre mí arabescos con tus manos y tu lengua...

Y marcaré sobre tu piel la señal de la putísima mujer.

Y marcaré sobre tu piel la señal de la putísima mujer.

La táctica del Pecado es enredarse hasta hacerte sucumbir.

La táctica del Pecado es enredarse hasta hacerte sucumbir.